quebrantahuesos fcq

NOTICIAS


21/04/09

El Gobierno de Navarra destina más de 400.000 euros para la gestión de la población de buitres.

La Consejera de Desarrollo Rural y Medio Ambiente, ha anunciado que durante el año 2009 se crearán en Navarra seis nuevos Puntos de Alimentación Suplementaria de Aves Necrófagas (PASAN), que entrarán a formar parte de la red gestionada por el Gobierno de Navarra. Esta red está formada actualmente por 8 puntos de alimentación, puestos en marcha a lo largo de 2008. Así, está previsto que a finales de este año haya un total de 14 PASAN. En concreto, los PASAN que ya se encuentran operativos son los de Napal (Romanzado), Lumbier, Carcastillo, Zudaire (Améscoa Baja), Sangüesa, Garralda, Jaurrieta y Zandueta (Arce). Los nuevos PASAN se instalarán en las zonas de Roncal, Ochagavía, Navascués, Izagaondoa, Zurucuáin (Valle de Yerri) y Bardenas. El objetivo es que, a medio plazo, la red de PASAN alcance los 20 ó 30 puntos y cubra la totalidad del territorio. Desde octubre de 2008, los 8 puntos de alimentación están siendo suministrados por un gestor autorizado. Aunque a cada uno de ellos se les provee con una cantidad y una periodicidad diferente, según la carga estimada de buitres de cada uno, la media actual de suministro es de 1000 kg./día entre todos ellos, siendo el objetivo de suministrar 2000 kg./día. La estimación, asimismo, de comida por buitre es de aproximadamente ½ kg./día. Este proceso de provisión se realiza de octubre a junio, porque durante los meses de verano ya hay suficiente comida disponible en el campo. Desde que el año pasado se pusiera en marcha la red de PASAN, el Gobierno d de Navarra ha invertido 280.000€ en la puesta en marcha de los 14 Puntos de Alimentación a finales de 2009. Asimismo, el coste del suministro de alimento a través del gestor autorizado supone un coste cercano a los 125.000€ entre 2008-2009. A estos costes se pueden sumar los que no están relacionados con la gestión de la población, pero sí con la incidencia de los buitres en la ganadería a través del aprovechamiento en vivo. Concretamente, el Departamento acabará destinando, entre 2008 y 2009, un total de 45.000€ en análisis veterinarios. Además, para minimizar los perjuicios que se puedan ocasionar, el Departamento recuerda a los ganaderos que se subvenciona entre la Administración foral y la central el 61% del coste de los seguros agrarios que cubren la muerte del ganado. El Departamento realiza un censo de buitres cada cinco años. Según el último, de 2004, la población de buitres en la Comunidad Foral era de 2751 parejas nidificantes. En 1979, había 312 parejas; en 1984, 517; en 1989, 948; en 1994, 1457; y en 1999, 2004 parejas. No obstante, en 2007 y 2008 se ha realizado de forma extraordinaria, un seguimiento de productividad de las once principales colonias existentes en Navarra, que representan un tercio de la población nidificante en la Comunidad Foral. Respecto a 2004, la prospección de 2007 mostró un descenso de un 11%, revelando una tendencia a la baja de la población de buitres. El mismo análisis, hecho en 2008, mostró un descenso respecto al año anterior de un 0,5%. Como estimación, se puede decir que Navarra cuenta con una población de cerca de 7500 buitres (2500 parejas y 2500 jóvenes). Según el Departamento, el comportamiento alimenticio de estas aves necrófagas, con la ingesta muy ocasional de animales en vivo, es normal ya que, al igual que otras especies, los buitres ingieren presas vivas además de carroña. Sin embargo, esto no implica ningún cambio en su comportamiento alimenticio, ya que esta práctica representa el 0,04% del total de su alimentación anual. Los aprovechamientos sobre animales en vivo que se han detectado vienen determinados, bien por una situación de proximidad a la muerte, o bien por una situación paralela a esta en la que el animal tiene mermadas fuertemente sus capacidades normales (enfermedad, partos problemáticos, animales recién nacidos…). De hecho, el 70% de los aprovechamientos en vivo se realiza en primavera, en paralelo a la época de cría del ganado. En sentido estricto, recuerdan desde el Departamento, no puede considerarse la existencia de “ataques”, ya que esta acción se produce cuando un animal predador ataca a una presa en plenitud de facultades. Por tanto, en el caso de los buitres el término “ataque” resulta inadecuado, ya que los aprovechamientos en vivo son normales dentro de su alimentación y no suponen, en modo alguno, un cambio de hábitos en la especie. El Departamento indemniza a los ganaderos en los casos en los que se demuestra que ha existido aprovechamiento de animales vivos por parte de los buitres. Con el fin de que los análisis gocen del mayor nivel de confianza posible, éstos son realizados por la Facultad Veterinaria de Zaragoza. En 2004, hubo 18 reclamaciones y 8 indemnizaciones; en 2005, 44 reclamaciones y 19 indemnizaciones; en 2006, 77 reclamaciones y 20 indemnizaciones; en 2007, 115 reclamaciones y 41 indemnizaciones; y en 2008, 92 reclamaciones y 15 indemnizaciones. La cantidad indemnizada ha sido de 6000 euros en 2005; 6800 euros en 2006; 13.500 euros en 2007; y 13.000 euros en 2008. El número de aprovechamientos en vivo en 2007 y 2008 se encuentra en total consonancia con los datos que manejan los investigadores como parámetros normales de la especie. El 60% de las reclamaciones son descartadas como casos de aprovechamiento en vivo a través de los informes veterinarios periciales. El problema de los análisis surge en aquellos casos (20%) en los que no hay restos suficiente para realizar un análisis suficiente. Los aprovechamientos en vivo no parecen estar relacionados con la densidad de buitres ni con la carencia de comida, sino con la época concreta de partos y el manejo que de estos se hace en algunas zonas de Navarra. El motivante principal de la existencia de aprovechamientos en vivo no es tanto el hambre o la carencia alimenticia, sino las condiciones de indefensión del animal. De todas maneras, informa el Departamento, sí parece haberse producido una situación un tanto particular con la entrada en vigor de la normativa sobre recogida de cadáveres en el año 2006. Los buitres sobreviven a base de buscar recursos que sustituyen al alimento que antes encontraban fácilmente. Siendo animales oportunistas, el nivel de prospección es mayor; el tiempo que transcurren junto a las explotaciones es más largo; y el tiempo que transcurre desde la muerte del animal o de su entrada en situación de merma hasta el aprovechamiento total es más reducido, aumentando la sensación de “ataque”, que se evidencia en el número creciente de casos reclamados por cada caso real finalmente constatado. Fuente: Gobierno de Navarra (marzo 2009).

  Observación de quebrantahuesos ¡Colabora en la conservación del Quebrantahuesos comprando la Mascota Oficial! Haz click aquí.  
Campaña para incentivar el consumo de carne Raza Pirenaica. Proyecto Piloto Zona Infantil
Conoce la naturaleza pirenaica Varcriq - vigilancia de areas criticas de quebrantahuesos Zona Infantil
Marcha Cicloturista Quebrantahuesos
 

Asociación de Fundaciones Privadas de Conservación de la Naturaleza.

Las fundaciones para la conservación de la naturaleza son una herramienta esencial para protección de la biodiversidad y la participación social


La Asociación de Fundaciones Privadas de Conservación de la Naturaleza (AFN), constituida en febrero de 2012, nace de la necesidad de defender la especificidad de las fundaciones conservacionistas de base privada, animándonos a trabajar en red para compartir experiencias, y de tener una representación unificada ante las administraciones públicas y otros operadores.

Agrupa a un total de 16 entidades que se reparten por la distinta geografía española y abarcan numerosas áreas de actuación en materia de conservación de la naturaleza.

Son entidades privadas de interés general que cumplen un papel determinante en la sociedad. En nuestro país, las fundaciones de conservación y ambientales son actores esenciales en la protección del medio ambiente, canalizando fondos, tanto públicos como privados, que contribuyen a facilitar el derecho a disfrutar de un medio ambiente adecuado para el desarrollo de la persona, tal como contempla nuestra Constitución.

En este sentido, colaboran con los poderes públicos para velar por la utilización racional de todos los recursos naturales con el fin de proteger y mejorar la calidad de vida y defender y restaurar el medio ambiente.

Los principales fines de la AFN son los siguientes: - Representar y defender los intereses colectivos de las fundaciones de conservación de la naturaleza. - Fortalecer la colaboración entre las fundaciones asociadas de cara a lograr una mayor eficacia en las actividades de conservación. - Defender la participación de la sociedad civil y en concreto de las fundaciones, en la formulación, seguimiento y ejecución de las estrategias y las medidas de conservación.



CERRAR
© Prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos de esta Web sin autorización de los autores. FCQ© 2010
Fotografías: Francisco Márquez y F.C.Q · Traducciones: Elisabeht Porthaine (Fundación Lammergier Fonds)

Diseñado por JFactory